Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

40 mil familias quedarán en el desamparo; CTM emplaza a huelga

La cancelación del proyecto del Nuevo Aeropuerto Internacional de México en Texcoco, que anunció el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, traerá consecuencias para 40 mil trabajadores, por lo que la Confederación de Trabajadores de México (CTM) estudia qué hará.

Fernando Salgado, secretario de Acción Política de la CTM, explicó que se tienen varios de los contratos colectivos y un camino es el emplazamiento a huelga.

Explicó que la cancelación de las plazas laborales afecta a una comunidad. “Si se traslada a Santa Lucía o a donde sea, la oportunidad de empleo que han tenido las personas de los alrededores de Texcoco, lamentablemente ya no se podrá tener”, precisó el secretario de Acción Política de la CTM.

Sostuvo que la indicación es seguir trabajando hasta el 30 de noviembre, ya que los contratos siguen vigentes y están atentos a la manera en que las empresas contratistas lleven a cabo el proceso de cancelación de los contratos laborales.

Al interior de la CTM, como en las otras organizaciones sindicales con las que hay también contratos celebrados, “estamos preocupados porque son varios miles de trabajos que si pusiéramos como fecha el 1 o 2 de diciembre, más de 40 mil personas se quedarían sin chamba, con lo que eso significa para las familias”.

Son diferentes empresas, pero “claro que se emplazará a las diferentes empresas y es necesario hacerlo. Ahora vamos nosotros a evaluar con los trabajadores la antigüedad, condiciones que tienen para que, ante el eventual caso de cancelación, lo primero que se haga es atender a los trabajadores, así como lo estipula la ley: los primeros en derechos son los trabajadores”.

Cuando se cierra una empresa, el movimiento de huelga permite asegurar los bienes para el pago a los trabajadores; sin embargo, en este caso no serviría, aun así “tenemos la necesidad y obligación de emplazar a huelga para el cumplimiento de los contratos y en todo caso para el cumplimiento del finiquito de la relación laboral”.

Recordó que la liquidación constitucional estima tres meses 20 días, todo lo que corresponde a primas vacacionales y parte proporcional de aguinaldo.

Añadió que “hay varios sindicatos con los que tenemos comunicación y estamos trabajando de manera conjunta”.