Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

9 casos de tortura, ejecución extrajudicial y desaparición forzada pesan sobre el Ejército

¿Cómo llamaría el presidente Peña a esas personas? La Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos (CMDPDH) enlistó nueve casos en los cuales el Ejército ha acudido a la tortura, ejecución extrajudicial y desaparición forzada. Son hechos comprobados.

Es así como esa organización responde a la  alusión directa que realizó el general José Beltrán, director general de Derechos Humanos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena). Hay que recordar que este funcionario, el 22 de marzo, rechazó que las Fuerzas Armadas violaban derechos humanos en el país y pidió que se presentaran pruebas antes de seguir con los señalamientos.

“Atendiendo a la invitación de la Sedena de recibir información sobre casos de violaciones a derechos humanos en los que estén involucrados elementos militares, la CMDPDH facilita datos sobre los casos que acompaña”, señaló la organización que dirige José Antonio Guevara.

“Estos hechos constituyen delitos que fueron denunciados oportunamente ante la Procuraduría General de la República (PGR), en donde se encuentran en investigación y los que, pese a existir una decisión de un organismo internacional, permanecen en total impunidad”.

La organización defensora de derechos humanos reprochó que a pesar de que el Ejército aceptó todas las recomendaciones, ningún militar ha sido llevado ante la justicia ni se ha investigado la cadena de mando.

Y aseguró que reiteradamente se ha negado a disculparse públicamente, por lo que las víctimas siguen esperando que la Sedena asuma su responsabilidad.

“Hacemos un enérgico llamado a la Sedena y a la PGR, como institución responsable de la administración y procuración de justicia encargada de la investigación de estos casos, a dar cumplimiento a estas Recomendaciones”, demandó la CMDPDH.

“Es momento de que la Sedena asuma sus responsabilidades y deje de darle la espalda a las víctimas que sus elementos han generado”.

Por ejemplo está la desaparición forzada de Rosendo Radilla en 1974, por la cual la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CoIDH) emitió una sentencia en 2009. O el caso de 25 policías municipales torturados en 2009 por militares en Baja California, por el que la Comisión Nacional de Derechos Humanos emitió la recomendación 87/2011.