Como el Colegio Rébsamen, se derrumba Sheinbaum en la CDMX; crece Arriola

La candidata del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) para jefa de Gobierno en la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, se desintegra de a poco en las preferencias electorales, al tiempo que crece la aceptación del aspirante priista, Mikel Arriola.

De acuerdo con el sondeo de la empresa Parametría realizado por vía telefónica, del 20 al 22 de febrero, a personas mayores de 18 años con credencial de elector vigente, Arriola Peñalosa, como aspirante priista, ha aumentado siete puntos.

El exdirector del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) pasó de 11 a 18 por ciento, en los primeros meses de este año; por coalición aumentó de 16 por ciento a 25 por ciento.

   

Al mismo tiempo que crecía la simpatía por el aspirante de la coalición Todos por la Ciudad de México que engloba a los partidos Revolucionario Institucional, Verde Ecologista de México y Nueva Alianza, las preferencias por la candidata de Morena, Partido del Trabajo y Encuentro Social, Claudia Sheinbaum, retrocedía.

La candidata de López Obrador pasó de 52 por ciento de aprobación que tenía en diciembre, a 39 por ciento; como aspirante de la coalición Juntos Haremos Historia, fue de 56 por ciento a 38 por ciento.

Al mismo tiempo, la gente ha empezado a reconocer la trayectoria de Arriola; Parametría informó que su muestra realizada a 400 personas refleja que, de 53 por ciento que lo conocía en diciembre, ahora es ubicado por 68 por ciento.

En contraparte, quizá desmotivados por el escándalo de las irregularidades detectadas en el colegio Rébsamen después del temblor del pasado 19 de septiembre, los capitalinos le han retirado su apoyo y sólo ha crecido un punto porcentual (de 67 a 68%) respecto al conocimiento de la ciudadanía.