Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Día de chapulineo en el gabinete de Peña; Osorio se fue resentido

Dolido, pero finalmente podrá descansar, aunque no cumplió con la labor asignada, Miguel Ángel Osorio Chong agradeció al presidente Enrique Peña Nieto por haberlo designado secretario de Gobernación. Ya con la relación de amigos quebrada, el hidalguense gozará de una senaduría, como premio de consolación.

Pero ese no fue el único cambio en el gabinete de Enrique Peña, también la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) tuvo cambios así como la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol).

Alfonso Navarrete Prida, quien dirigía la STPS será el nuevo secretario de Gobernación. Peña le encomendó como prioridades a Navarrete, lo que le faltó a Osorio Chong: fortalecimiento de la gobernabilidad democrática, incrementar el combate a la inseguridad, ampliar y fortalecer acciones contra delitos de robo de combustible y ataques a carreteras, trabajo con autoridades locales para implementar un modelo óptimo de función policial, procurar los derechos humanos, erradicar las agresiones contra mujeres y garantizar la protección a periodistas, así como proteger los procesos electorales.

Luis Enrique Miranda Nava renunció a la Secretaría de Desarrollo Social  (Sedesol) y será sustituido por Eviel Pérez Magaña, subsecretario de Desarrollo Social y Humano en la Sedesol, cuyas prioridades se concentrarán en concretar una política social de Estado, garantizar una estrategia nacional de inclusión y condiciones para el blindaje electoral de los programas sociales con el objetivo de evitar su mal uso durante el proceso electoral.

El nuevo titular de la STPS será Roberto Campa Cifrián, quien fungió como subsecretario de Derechos Humanos en la Segob, a quien se le encargó mantener un ambiente de armonía entre los sectores productivos y continuar con la formalización del empleo.

 

El adiós de Osorio Chong

Chong estaba en el puesto desde el inicio del Gobierno de Enrique Peña Nieto, el 1 de diciembre de 2012. Era el encargado de apagar los incendios del mandatario y fueron muchos a cambio esperaba ser el candidato del PRI para la Presidencia, pero lo rasuraron y el ganón fue José Antonio Meade.

A partir de entonces se apagó la imagen del hidalguense, quien fue despedido del régimen peñista entre aplausos y de pie, pese a que quedó muy lejos de alcanzar las metas propuestas.

Sin embargo, el presidente Peña Nieto aseguró que Osorio Chong fue clave en su proyecto político, así como en el Pacto por México, que sirvió para lograr las reformas que su Gobierno ha promovido.

“Quiero expresarle mi personal e institucional reconocimiento y gratitud a Miguel Ángel Osorio Chong (…) Debo reconocer su dedicación, su profesionalismo, su compromiso, la lealtad que invariablemente ha tenido para con el presidente de la República”.