Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Estados gobernados por el PAN, entre los más violentos; reos amenazan a custodios en BCS

La delincuencia organizada tiene como rehén a la población de Baja California Sur, estado gobernado por el panista Carlos Mendoza Davis, en el que incluso, a través de carteles, los custodios del penal de Los Cabos, piden auxilio por amenazas de los propios reos.

La entidad suma dos semanas en crisis de seguridad y violencia. El fin se semana murieron siete personas en un tiroteo entre grupos delincuenciales y policías; apenas el jueves custodios del penal de Los Cabos solicitaron auxilio al gobierno federal ante amenazas de reos para dejarles ingresar armas.

Cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) revelan que el estado está entre los más violentos del país, ya que sumó 499 homicidios dolosos en 2017 (con cierre hasta noviembre) el mayor repunte de 191 por ciento en este delito, mientras que en 2016 se registraron 192 y en 2015, 151.

Datos del SESNSP indican que en 2016 el  índice de homicidios subió en entidades gobernadas por el PAN, como Baja California, Baja California Sur, Guanajuato, Puebla, Chihuahua, Tamaulipas, Veracruz, Querétaro, Quintana Roo y Aguascalientes.

En Baja California Sur, particularmente, el sábado 6 de enero, un enfrentamiento entre un grupo de sicarios y marinos en el municipio de Los Cabos dejó siete personas fallecidas, después de que las fuerzas militares descubrieran a un grupo de hombres en actitud sospechosa.

De acuerdo con información del semanario local Zeta: “el enfrentamiento refleja lo que ya se veía venir: un frente común y la reacción de las fuerzas armadas contra la delincuencia. Compañeros aseguran que estas personas son también los involucrados en el levantón y homicidio del hijo de uno de los comandantes de la policía en Los Cabos; habrá que esperar a que las investigaciones nos den la razón”, según cita a un agente de la Secretaría de Seguridad Pública.

El elemento también señaló que estas personas estarían involucradas en el levantón y homicidio del hijo de uno de los comandantes de la policía de Los Cabos, aunque todavía no hay nada confirmado.

El joven de 17 años, e hijo del comandante de la Dirección General de Seguridad Pública, Genaro Cervantes, fue secuestrado el 5 de enero pasado y encontrado muerto un día después en la colonia Costa Azul, en Los Cabos.

La escalada de violencia en el estado se suma al motín sucedido el 28 de diciembre en el Centro de Readaptación Social de San José del Cabo, donde murieron dos personas, entre ellas el director del penal.