Fiat Chrysler, Ford y GM piden a Trump renovar y mejorar el TLC, no desaparecerlo

Lejos de abandonarlo, varias empresas automotrices de Estados Unidos expresaron su confianza en que el presidente Donald Trump consiga que Tratado de Libre Comercio de América del Norte con México y Canadá sea un acuerdo comercial modernizado y mejorado.

Preocupados por un arancel de un 25 por ciento si el TLCAN desaparece, altos ejecutivos de Fiat Chrysler Automobiles (FCA), Ford Motor y General Motors piden al mandatario norteamericano que modifique algunas de sus demandas comerciales y se olvide de abandonar el tratado comercial.

El presidente ejecutivo de Fiat Chrysler Automobiles (FCA), Sergio Marchionne, quien anunció la semana pasada sus planes de mudar la producción de camionetas de México al estado de Michigan para el 2020, dijo que espera que el gobierno de Trump “reafine” algunas de sus demandas comerciales.

El mandatario republicano ha amenazado con retirarse del TLCAN, muy utilizado por las automotrices que tienen cadenas de producción y abastecimiento distribuidas en los tres países.

Marchionne, en una rueda de prensa en el Salón del Automóvil de Detroit, dijo que el cambio en la producción de camionetas de FCA en parte “va más allá de responder a algunas de las preocupaciones del presidente Trump sobre el desplazamiento de la capacidad de producción fuera de Estados Unidos”.

El CEO de Ford Motor, Jim Hackett, dijo que el TLCAN necesita “ser modernizado”, y agregó que de las tres grandes automotrices de Detroit, Ford tiene el porcentaje más alto de vehículos fabricados en Estados Unidos.

“Tenemos un gran compromiso con nuestro país y lo demuestran las cifras”, declaró. A diferencia de General Motors y FCA, Ford no construye camiones en México.

La presidenta ejecutiva de GM, Mary Barra, expresó el sábado su optimismo en que el TLCAN logre sobrevivir con mejoras. Otros ejecutivos de alto rango de GM respaldaron los planes de la compañía de seguir construyendo camiones en México.