Fox y Calderón respetaron el pacto de impunidad con el PRI

En el gobierno de transición entre el PRI y PAN hubo acuerdos y uno fue el pacto de impunidad, el cual lo respetó Vicente Fox y lo continuó Felipe Calderón, quienes se negaron a cambiar el régimen, señaló el precandidato presidencial de la Coalición Por México al Frente, Ricardo Anaya Cortés.

El panista queretano pidió a los ciudadanos confiar en que ahora sí habrá un cambio audaz, inteligente, con estrategia y visión de futuro.

“En el caso de los panistas, debemos empezar hacer un ejercicio sincero y humilde de autocrítica, porque cuando en 2000 ganamos la Presidencia, muchos creímos que con sacar al PRI se resolverían los problemas del país y alcanzaríamos ese futuro que anhelamos”, dijo el abanderado de lo coalición formada por PAN, PRD y Movimiento Ciudadano.

Consideró que es preciso aceptar que hubo avances en transparencia, salud e infraestructura en los sexenios de Fox y Calderón, “mas debemos reconocer con humildad que no cambiamos el régimen, que no desmantelamos las estructuras clientelares corporativas del PRI y no rompimos el pacto de impunidad”.

Agregó que un caso de impunidad es el de Carlos Romero Deschamps, dirigente del sindicato petrolero, quien recientemente fue reelecto en el cargo.

“Hoy, con humildad, venimos a pedir a los ciudadanos la oportunidad de volver a gobernar para lograr una transformación profunda y cambiar este régimen corrupto, clientelar y autoritario representado por el Partido Revolucionario Institucional”, comentó.

Señaló que México necesita un cambio, “pero no el que sugiere Andrés Manuel López Obrador, porque sus propuestas son viejas y no funcionan; una amnistía a criminales no es viable porque genera violencia, y la corrupción no terminará si él llega a Los Pinos. Añadió que Meade representa la continuidad de un gobierno federal emanado del PRI, donde privan la corrupción y la desigualdad”.