Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

El G7 se puede transformar en el G-6 contra Trump

Si se habla de bloques contra la política errante de Donald Trump, el primer grupo de choque contra el presidente de Estados Unidos puede ser los que hasta unos par de días eran sus aliados y pasar de la guerra económica a una crisis diplomática, en eso se ha convertido el G7, el grupo de los más industrializados.

De entrada Estados Unidos y Canadá giraron rápidamente el domingo hacia una crisis diplomática y de comercio, después de asesores de la Casa Blanca arremetieron contra el primer ministro canadiense Justin Trudeau, un día después de que el presidente  Trump lo calificara de “muy deshonesto y débil”.

Pero Canadá ni Trudeau están solos, pues también entraron al debate Alemania y Francia, que criticaron la decisión de Trump de retirar de manera abrupta su respaldo al comunicado del Grupo de los Siete (los países más ricos del mundo) elaborado en una cumbre en Canadá el sábado, acusándolo de destruir la confianza y actuar de manera inconsistente.

La ministra canadiense de Relaciones Exteriores, Chrystia Freeland, respondió a la Casa Blanca diciendo que los ataques “ad hominem”  por su forma o contenido, no está capacitado para sostener una tesis) no ayudan, que su país tomará represalias contra los aranceles impuestos por Washington de una manera mesurada y recíproca y que Canadá siempre estará dispuesta a dialogar.

“Canadá no conduce su diplomacia a través de ataques ad hominem (…) y nos abstenemos de ataques ad hominem particularmente cuando vienen de un cercano aliado”, aseguró Freeland.

Trump ha enfurecido a China, a la Unión Europea, Canadá y México al imponer aranceles sobre las importaciones de acero y aluminio y quizá muy pronto, el 12 de junio el próximo rival de Trump sea Corea del Norte.