Que los candidatos se comprometan a frenar el tráfico de armas, propone Rojas Díaz Durán

Que tanto los candidatos presidenciales como las autoridades de la Ciudad de México y legisladores se comprometan a combatir el tráfico de armas, propone el director de la Fundación Unidos por la paz, la justicia y el medio ambiente, Alfredo Rojas Díaz Durán.

En un manifiesto, Díaz Durán resalta que ante la incapacidad de las autoridades para combatir la creciente ola de violencia que azota a casi todo el país, se debe actuar contundentemente y, combatiendo al mercado negro de armas, detener las organizaciones criminales “que trabajan con base al horror y que, en complicidad de empresarios y autoridades”.

Acusó Rojas Díaz Durán que con armas de alto poder, el crimen organizado controlan delitos como la trata de personas, explotación laboral, tráfico de órganos, secuestro, desplazamiento forzado, tortura, mutilación, ejecución, desaparición forzada, entre otros, que comete el crimen organizado.

En ese sentido, precisó que el primer paso para mitigar, combatir y erradicar este flagelo es “combatir de raíz el tráfico de armas, con un marco normativo que prevenga, investigue y sanciones con el máximo rigor a empresas y autoridades que contribuyen a este crimen.

   

La iniciativa busca que los aspirantes a la presidencia se comprometan en impulsar la iniciativa en foros internacionales como la ONU y la Corte de La Haya, a efecto de prevenir, perseguir y castigar a empresas y autoridades que colaboran con el crimen organizado.

“Miles de muertos, decenas de miles de desaparecidos y un Estado de terror en poblaciones, carreteras y ciudades son la razón fundamental para que se comprometan los candidatos a impulsar esta iniciativa ciudadana para defender la vida, los derechos humanos del pueblo mexicano y fortalecer las estrategias del Estado mexicano”, apuntó.

Para eso, su propuesta contempla la incautación de los bienes e iniciar procesos tanto a empresas como a autoridades “que hicieron posible el empoderamiento de los grupos delincuenciales”.

Díaz Durán reveló que más de 200 organizaciones de la sociedad civil acordaron impulsar una iniciativa que cierre la llave al tráfico de armas, más que enfrentar al siempre bien armado crimen organizado, con lo que además se contribuye a empoderar a los grupos delincuenciales.

“Consideramos que podemos actuar conjuntamente en un gran movimiento social y que los partidos, H. Congreso de la Unión y principalmente los aspirantes a la presidencia se comprometan con esta propuesta para que el Derecho Humanitario y la Corte de La Haya, así como en el Pleno de la Organización de Naciones Unidas se apruebe la tipificación de este delito en contra de aquellas empresas armamentistas y sus distribuidores que suministran y empoderando al crimen organizado y que comenten delitos tipificados por el Derecho Internacional como de Lesa Humanidad”, precisó Rojas Díaz Durán.

Remarcó que cerrar la llave del suministro de armas al crimen organizado es el primer paso. Y ahora que la violencia  se ha incrementado en los últimos meses, los candidatos se deben sumar en acciones efectivas para combatir este flagelo.

Agregó que se ha propuesto al Jefe de Gobierno de la Cdmx que  acompañe está propuesta “con un acopio de firmas, primero en nuestra Ciudad, y posteriormente en el resto del país para que cuando logremos algunos millones de ellas, convoquemos a algunos Jefes de Estado que afectados por este flagelo a sumen a través a un Pacto Internacional que promueva  se obligue a que las empresas armamentistas vigilen, supervisen la venta de armas y eviten venderlas al crimen organizado y sea tipificado en la Corte de La Haya estas actividades como crímenes de lesa humanidad y terrorismo en algunos casos”.