Nestora, con un pie debajo de la candidatura; primer revés para AMLO

Como un mal presagio para hacer valer la máxima de “la tercera es la vencida”, el que bajen a Nestora Salgado de la candidatura plurinominal para el Senado de la República podría ser el principio del fin de Andrés Manuel López Obrador, a quien hasta el momento le habían salido todas las cosas al pie de la letra.

Este sábado amanecimos con la novedad de que la Fiscalía General del Estado (FGE) apeló ante el Tribunal Superior de Justicia de Guerrero del auto de libertad de seis causas penales que hace más de dos años le otorgó un juez federal a la candidata de Morena al Senado y ex comandanta de la Policía Comunitaria y, por lo tanto, se reabrió el proceso judicial contra Salgado García.

Las causas que apeló la FGE son por secuestro, secuestro agravado y privación ilegal de la libertad; asimismo, homicidio calificado y tentativa de homicidio; también secuestro agravado y privación ilegal de libertad; secuestro agravado y por robo específico y privación ilegal de la libertad.

Y aunque Abel Barrera Hernández, director del Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan, acusó al PRI de utilizar a la dependencia con fines políticos y advirtió que sería una aberración jurídica si el Poder Judicial revoca la resolución del juez federal sexto de distrito de Acapulco, todo indica que Nestora no aplicará para la candidatura.

El miércoles pasado, el Poder Judicial anunció que el próximo 14 de junio, la sala penal cuatro llevará a cabo una audiencia de vista, donde se analizará la apelación que interpuso el Ministerio Público contra la libertad de Nestora por falta de elementos para procesar a la acusada.

En la audiencia, los magistrados determinarán la confirmación, revocación o modificación del dictamen de las acusaciones penales que se le hacen a Nestora Salgado por los delitos de secuestro agravado y privación de la libertad personal, señala la toca VII-207/2017.

Algunos de los agraviados, Abraham Ortega Sonora, Katia Espinoza Bolaños y Pedro Gil Apreza Salmerón, incluso ya aparecieron en televisión y redes sociales denunciando a la protegida de López Obrador y exigiendo justicia.

Señalan que fueron detenidos por la Policía Comunitaria de Olinalá en mayo de 2013 y fueron llevados a la Casa de Justicia de El Paraíso, del municipio de Ayutla de los Libres.