Ortega culpa a Trump y al narco de la crisis en Nicaragua

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, califica de “golpe criminal” las protestas en aquel país que solo tienen como objetivo sacarlo del gobierno, y culpó al narcotráfico, así como a Estados Unidos de las protestas.

“Nosotros tenemos una larga historia y muy conocida que hemos tenido siempre en cuenta: a esta potencia que se llama Estados Unidos de Norteamérica. Interviniendo, ocupando Nicaragua y desde los años 1850 ya está el expansionismo yanki aquí. ¿Qué los había traído a ellos aquí? La fiebre del oro. Era mucho más cómodo y más seguro en lugar de transitar el territorio norteamericano de la costa este a la costa oeste, las compañías de tránsito tuvieron la visión de encontrar aquí una mejor ruta. Se abrió esa ruta y detrás vino el expansionismo norteamericano y luego la fijación sobre el canal”, dijo en una entrevista para la agencia EFE.

El líder del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) y presidente del país al preguntársele si tiene pruebas de la intervención del gobierno de Donald Trump, señaló retornamos al Gobierno y viene la hostilidad de los Estados Unidos. Y lo primero que hicieron fue retirarnos de la cuenta Reto del Milenio que formaba parte de un proyecto acordado con el Gobierno anterior para colocar fondos en toda Centroamérica. A Nicaragua la castigaron, porque el Frente no es democrático para los Estados Unidos e inmediatamente se empezaron a organizar grupos armados.

Diferentes organismos internacionales han cifrado en más de 400 el número de muertos en esas protestas y organizaciones pro derechos humanos han sido expulsadas del país tras denunciar la represión.

Esas denuncias se completan con las de personalidades como el escritor nicaragüense Sergio Ramírez, último Premio Cervantes y ex vicepresidente de Ortega en un Gobierno sandinista, quien habló de “fuerzas policiales y paramilitares armadas con fusiles de guerra, que actúan en conjunto, en contra de una población desarmada”.