Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Santiago Galindo estaba endeudado hasta el tope y en la quiebra

Tras la sorprendente noticia de que el productor Santiago Galindo fue encontrado inerte en su automóvil, y aparentemente por su propia mano, desató una serie de especulaciones sobre cuál fue el verdadero motivo que lo orilló a tomar esa decisión.

Comenzado el milenio, Santiago Galindo Pérez y su primo Rubén Galindo Ubierna trabajaron juntos en varias producciones para Televisa, donde se especializaron en programas de la telerrealidad, como lo fueron “Parodiando”, “Bailando por un sueño”, “Pequeños gigantes” y “Cantando por un sueño”, mismos que tuvieron una buena aceptación por parte del público que los siguió los fines de semana.

Si bien los primos Galindo tuvieron sobrados éxitos con sus reality shows a lo largo de la última década, lo que realmente ansiaban ambos era producir una bioserie, y para ello lograron acordar con ejecutivos de Televisa la realización de la biografía de Lupita D´alessio, la cual se estrenaría para el segundo semestre del 2017.

Desde que comenzaron las grabaciones de la serie de la denominada “Leona Dormida”, los problemas comenzaron a suscitarse, pues el presupuesto otorgado por Televisa para esos fines fue muy reducido.

Optimistas por sacar adelante el proyecto, los Galindo acordaron poner la mitad de los recursos, y convinieron con Televisa que las ganancias generadas en México y los Estados Unidos serían para la televisora, mientras que las de España y Latinoamérica serían para ellos.

Lamentablemente, la serie “Hoy voy a cambiar” tuvo una relativa aceptación en México y en la Unión Americana, pero no fue así en el resto del mundo, lo que a la larga provocó que los primos Galindo se distanciaran ante las enormes pérdidas acumuladas y los reclamos mutuos por haber tomado esa mala decisión.

Para el último trimestre del 2017, los primos Galindo trabajaron juntos en la realización de la cuarta temporada de “Bailando por un sueño”, pero a partir de ahí, cada quien tomó sus propias decisiones para producir por su cuenta lo que mejor les conviniera.

Iniciado el 2018, a Rubén Galindo se le encomendó la producción de “Pequeños Gigantes”, y tiempo después le fue informado que también sería contemplado para que hiciera la bioserie de Pedro Infante, después de que al productor Emilio Larrosa le fuera quitado el encargo.

Por su parte, Santiago Galindo comenzó a trabajar por su cuenta en una serie policiaca denominada “sangre de mi sangre”, la cual ya tenía muy avanzada, y misma que sería exhibida en noviembre del presente año.

Con escasos recursos y endeudado hasta el tope, Santiago Galindo estaba esperanzado que llegado el último mes del 2018, su serie fuera un gran éxito, y con ello lograra estabilizarse económicamente, sin embargo, las malas noticias le llegaron cuando ejecutivos de Televisa le informaron que su producción no podría salir al aire, al menos, hasta el segundo semestre del 2019.

La mañana del día de ayer, Santiago Galindo fue encontrado a bordo de su automóvil sin vida, y donde según la fuente policiaca, informó que había salido de su casa ubicada en el Desierto de los Leones, y cuya última llamada registrada en su teléfono móvil fue dirigida hacia su familia, donde les comunicó que iba rumbo a las oficinas de Televisa para reunirse con ejecutivos de esa empresa para discutir la renovación de su contrato de exclusividad.