También “al estilo del viejo PRI”, Anaya será candidato del PAN este domingo

Ricardo Anaya tiene todo listo para regresar al siglo pasado este domingo, en un escenario repleto de lambiscones, entre senadores, diputados y gobernadores, para ser elegido como candidato del Partido Acción Nacional a la Presidencia de la República y, por lo tanto, precandidato del Frente Ciudadano por México.

Según la fuente, muy al criticado estilo del “viejo PRI”, con la cargada de simpatizantes, el actual dirigente Nacional panista recibiría el apoyo para que los represente, primero en la definición del Frente Ciudadano y, luego, en la boleta de las elecciones de julio próximo.

Este acto traería como consecuencia inmediata la definición de Ricardo Anaya como aspirante y su inminente renuncia como dirigente nacional del PAN. Ya incluso se maneja el nombre de Damián Zepeda, actual secretario general del PAN, como su sucesor.

Se sabe que son los cinco senadores rebeldes que rechazan acudir a la pantomima: Roberto Gil, Javier Lozano, Salvador Vega Casillas, Jorge Luis Lavalle y Ernesto Cordero, además de algunos afines al calderonismo.

Por su lado, Javier Lozano apuntó que oficialmente tampoco ha recibido convocatoria para el espaldarazo a Ricardo Anaya, “pero si me invitan, no voy, no me voy a prestar a esas farsas”.

También se filtró la información de una reunión de Anaya con Rafael Moreno Valle, Ernesto Ruffo, Juan Carlos Romero Hicks y Luis Ernesto Derbez –los otros aspirantes del blanquiazul–, con la finalidad de concretar acuerdos internos.

En la reunión, el senador Ernesto Ruffo comentó que se le pidió “un informe sobre el estado que guarda el padrón de militantes del partido y si hay factibilidad técnica y legal para una Asamblea Interna, lo que podría ser indicativo de que una eventual candidatura de Ricardo Anaya se pudiera resolver a través de la Asamblea”.

Agregó que eso “es una posibilidad, no es una decisión, pero sí algo a lo que hay que estar preparado, insisto, como una posibilidad”.