TEPJF no mide con la misma vara; casos Bronco y Ríos Piter debieron resolverse igual

Casos iguales, resoluciones diferentes… ¿contradicción o discriminación?

En la resolución de las impugnaciones de los aspirantes a candidaturas independientes, Jaime Rodríguez y Armando Ríos Piter, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) cayó en una contradicción de criterios, con la que fue en contra de sus mismos fallos.

Así lo señalaron juristas expertos en materia electoral, quienes advirtieron que los magistrados de la Sala Superior afectaron la certeza jurídica del proceso electoral.

En ese contexto, agregaron que con su proceder abrieron la puerta para que independientes que buscan llegar a la boleta con “trampas”, busquen resolver en los tribunales lo que no lograron ante los institutos electorales.

   

Consultados, los constitucionalistas y especialistas en asuntos electorales, Roberto Duque Roquero y César Astudillo, señalaron que a pesar de que ambos casos guardaban múltiples similitudes, la Sala Superior decidió contradecir sus propias resoluciones.

“Ante situaciones muy cercanas, el Tribunal tomó decisiones distintas y eso va en contra de una exigencia legal, que es la certidumbre, que implica que si ya resolviste de una manera, seas consecuente en un caso similar”, afirmó César Astudillo.

Duque Roquero consideró que la resolución de los magistrados es totalmente contradictoria, porque a pesar de que en ambos casos superaron el umbral de firmas en el registro inicial, decidieron resolver de formas diferentes.

Por último, subrayaron que resulta incomprensible que hayan basado su decisión en el argumento  de que El Bronco estuvo más cerca de las 866 mil firmas válidas, mientras que Ríos Piter se quedó a más de 600 mil.