Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Tres mujeres buscan ingresar a la Suprema Corte, dos de ellas, en conflicto de intereses

Quieren darle algo de equidad de género a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ahora que el ministro José Ramón Cossío Díaz dejará una vacante y perfilan a tres mujeres en la terna, pero dos de ellas tienen un franco conflicto de intereses.

En la lista que presentarán al Senado el 15 de noviembre aparece el nombre de Paula María García Villegas, Sánchez Cordero quien es hija de la hoy senadora Olga Sánchez Cordero; y que será la próxima titular de la Secretaría de Gobernación, según el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador.

También aparece Yasmín Esquivel Mossa, presidenta del Tribunal de lo Contencioso Administrativo de la CDMX, cercana a Marcelo Ebrard, próximo canciller y esposa del empresario José María Riobóo, el hombre de negocios más cercano a López Obrador.

También aparece  Leticia Bonifaz, directora general de Derechos Humanos de la Corte y muy cercana al actual ministro presidente, Luis María Aguilar.

Hay que recordar que es el presidente de México quien se encarga de enviar su propuesta a los senadores, y estos son quienes palomean: sin embargo, en esta ocasión la asignación coincide con el cambio de poderes, por lo cual Peña Nieto puede influir en los nombres para la terna.

Paula María García Villegas Sánchez Cordero tiene más de diez publicaciones sobre derecho e investigaciones jurídicas, y se ha desempeñado como secretaria particular y adjunta de ministro en la SCJNjueza quinto de distrito del Centro Auxiliar de la Primera Región, segundo en materia administrativa en el extinto Distrito Federal y magistrada del Tercer Tribunal Colegiado en Materia Civil del Primer Circuito.

Mientras que Yasmín Esquivel Mossa es una de las abogadas litigantes más influyentes del país. También fue magistrada de los Tribunales Agrarios y presidenta del Comité Interinstitucional de Equidad de Género y de la Asociación de magistrados de los Tribunales de Justicia Administrativa de México.

Es esposa del empresario José María Riobóo, muy cercano a AMLO.

Leticia Bonifaz ha dedicado gran parte de su vida a dar clases en la UNAM y tiene un doctorado en derecho. Ha sido parte del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (Tepjf), siendo directora de la Escuela Judicial, y consejera jurídica y de servicios legales del gobierno de la CDMX.